Los trabajadores del Cerrejón entraron a huelga por una posible despedida masiva.

Según los huelguistas hay una amenaza con despedir más de 1.200 trabajadores, cambiando las jornadas laborales y eliminando puestos de trabajo,

Los obreros asociados en el sindicato, Sintracarbón,  manifiestan que un despido en plena pandemia los afectaría de manera enorme. 

La senadora Aída Avella manifestó que este tipo de situaciones generar una mayor ganancia para las trasnacionales, pero representa una ruina para los obreros. 

Desde el sindicato piden preservar todos los puestos de trabajo, respeto a las jornadas laborales actuales y una justa compensación.

Es que según el sindicato, la estrategia de la empresa es la imposición de lo que han denominado el “turno de la muerte”, el cual contempla siete días de labor continua en aislamiento, pues atenta contra la vida, salud y dignidad laboral.

Foto: Suministrada

Share on Myspace