Imprimir
Categoría: Procesos
Visto: 341

El 16 de junio se realizó en Bogotá, el encuentro del Movimiento Ecosocialista Colombiano. En el espacio se convocó a una Unidad Amplia Anticapitalista por la Defensa de la Vida y los Territorios que vaya más allá de una coyuntura electoral.

 

La unidad tiene una agenda de resistencia que contempla la transición energética desde lo público que responda a las necesidades de la comunidad. Así mismo, la unidad establece la recuperación de Tierras para proyectos agroecológicos y prácticas productivas colectivas ancestrales, campesinas y afrodescendientes.

En el escenario electoral, se reconoce la importancia de una agenda común para fortalecer los procesos de resistencia, la organización y movilización social y política como fuentes de poder popular alternativo. De esta manera la agenda, respalda la paz con justicia socioambiental, los derechos al trabajo digno, la educación y salud públicas de calidad. 

Se destaca que el escenario electoral, está en juego la disputa por el Poder Territorial contra el capital corporativo. Por eso la agenda impulsa una construcción del Poder Territorial Soberano Autónomo. De esta manera, se rechaza el modelo extractivista minero energético (fracking, minería a gran escala, represas), contra los TLC y las ZIDRES.